27 de marzo de 2017

El problema de los tres cuerpos, Cixin Liu



Título: 三体
Autor: Cixin Liu
Año de publicación: 2007
Páginas: 408
Remembrance of Earth's Past #1

El primer libro de esta trilogía, El problema de los Tres Cuerpos, empieza en el contexto de la Revolución Cultural china, cuando un proyecto militar secreto envía señales al espacio para contactar con extraterrestres. Pronto, una civilización alienígena al borde de la destrucción capta la señal y comienza a planear su desembarco en la Tierra. Durante las décadas siguientes, se comunica a través de un insólito método: un extraño videojuego virtual impregnado de historia y filosofía. Pero a medida que los alienígenas empiezan a ganar a los jugadores terrícolas, se forman distintos bandos, unos dispuestos a dar la bienvenida a esos seres superiores y ayudarlos a hacerse cargo de un mundo tan corrupto, y otros preparados para luchar contra la invasión. El resultado es una experiencia tan auténtica como reveladora sobre nuestro tiempo.

Opinión

"Frente a la locura, la racionalidad no tenía nada que hacer"

El mundo se está hundiendo y la culpa de esto se le atribuye a una única especie. Creo que no hace falta echar el mismo "cuento de siempre"; contaminación, extinciones en masa, deshielamiento... infinitas situaciones que solo nos hacen pensar lo mal que le hacemos a nuestro planeta. Incluso en ocasiones, los conscientes, nos hemos llegado a preguntar qué se podría hacer para cambiar de rumbo, para mejorar y dejar atrás este sinfín de asquerosidades que hemos hecho como especie "dominante".

Desde el cine hasta la literatura, se ha plasmado diversos mundos no tan fantasiosos en los que se abre una nueva posibilidad para el destino de nuestro hogar y de nosotros mismos. Normalmente son ambientados desde la perspectiva de América, o en su defecto, Europa; en esta ocasión, Cixin Liu, autor de la República de China, nos enseña su versión del futuro desde el propio pasado de su país y su experiencia.

En explicación al título, el problema de los tres cuerpos es en realidad un problema de la física que consiste en determinar la posición y la velocidad en que tres cuerpos sometidos a atracción gravitacional se encuentran en cualquier instante de tiempo.

"Siempre había pensado que a sus fotografías les faltaba alma. Ahora sabía que lo que les faltaba era ella."

Metiéndome ya por el lado de la estructura del libro, nos encontramos con una forma de narrar que aunque no es muy innovadora, siempre funciona a la hora de dejar "antojado" al lector. Vemos de frente las dos caras de la moneda: el presente y el pasado, con viajes eventuales en el tiempo cuando el momento lo amerita. El pasado nos enseña los inicios de la Revolución China, mientras que en el presente podemos ver cómo las cosas han cambiado y la nueva era se aproxima al mismo tiempo que varias cosas extrañas comienzan a suceder en el mundo de la ciencia, como por ejemplo que los científicos empiezan a suicidarse sin motivo o causa aparente.

Desde mi punto de vista, el argumento que nos plantea Cixin Liu es, con mucho, de los que más gustan en la actualidad. Sus personajes están desarrollados hasta el punto exacto, la trama que maneja en la historia deja siempre un aire de deseos de continuar. Nunca aburre y se aprende mucho.
Valoro muchísimo el trabajo del autor, en verdad llego a hacerme una idea de todo lo que tuvo que haber investigado y por todo lo que tuvo que haber pasado para que su novela alcanzara el punto de madurez  que posee. En definitiva es una obra que merece ser leída, interpretada y amada con locura.

"Quizá la relación entre la humanidad y la maldad fuera la misma que había entre el océano y un iceberg que afloraba en sus superficie; a simple vista no parecían lo mismo, pero en realidad estaban hechos de una misma esencia, el agua, solo que en estados distintos."


¿Has leído a algún autor de Asia?
¿Qué tal ha sido?
¡Nos leemos!